Villa Mercedes: Los detuvieron por asaltar una YPF

Presumen que unos minutos antes el mismo delincuente asaltó a otro playero, pero esa vez se fue con las manos vacías.

Quien asaltó, a punta de arma de fuego, a Rubén Gatica, un empleado de una estación de servicio de Villa Mercedes, estaba solo al momento del atraco. Sin embargo, las averiguaciones condujeron a los policías de la Comisaría 9ª hacia dos sospechosos. Uno es Damián Estévez y el otro, Daniel Olmedo. Cuando tuvieron la oportunidad de defenderse ante la jueza solo uno declaró, el último. Negó el hecho. Dijo que nunca se “arruinaría la vida por 2.800 pesos”.

Ambos están detenidos e imputados por robo calificado porque en sus domicilios hallaron prendas similares a las que usó el delincuente que atacó a Gatica y, además, porque las características físicas de uno de ellos coincide en gran medida con las del ladrón.

El asalto ocurrió el martes 21, a las 2:20, en la estación YPF de avenida Aviador Origone y General Paz. Gatica se había sentado en la puerta de guardia cuando vio a un hombre, que se le acercaba desde la vereda de General Paz. Llevaba en una mano un bidón de cinco litros.

“Está frío”, le comentó el playero. “Sí”, le respondió el otro y Gatica se dirigió hasta donde están los surtidores. Pensaba que el del bidón iba a comprar combustible. Pero fue ahí cuando el supuesto cliente sacó de su cintura lo que parecía ser una escopeta recortada y le advirtió: “Quedate tranquilo y dame toda la plata”.

El playero le entregó todo lo que tenía, una billetera con 2.800 pesos. No conforme, el delincuente llevó a la víctima hasta donde suelen hacer guardia. “Dale. Me vas a dar toda la plata. Yo también trabajé en una estación de servicio y sé que guardan plata en sobres”, le dijo.

La víctima abrió el tablero de comando de los surtidores y le aclaró que no tenía más dinero. El asaltante le señaló el buzón donde ponen la recaudación y Gatica le respondió que no tenía cómo abrirlo.

Al ver que no podría lograr más que esos 2.800 pesos, el malviviente se dio por hecho. “Date vuelta y no se te ocurra mirar para atrás, ni darte vuelta o te c… un tiro y contá hasta cien”, lo amenazó y escapó.

Las averiguaciones les indicaron a los policías que unos minutos antes el empleado de una estación Axion había pasado por lo mismo. Fue en Colectora y Mitre. La víctima describió al ladrón como una persona de unos 30 años, que se cubría el rostro con una campera con capucha. Le dijo que le diera toda la recaudación del día, pero como el playero no tenía plata, se fue sin un peso.

Ese dato y otros que surgieron sobre un auto en el que podría haberse movilizado el asaltante llevaron a los efectivos hasta dos domicilios: Presidente Perón 2079, la casa de Estévez, y el departamento F del monoblock 28, del barrio Santa Rita, el domicilio de Olmedo.

Luego de allanar ambos, Estévez y Olmedo fueron detenidos.

Fuente: Eldiariodesanluis.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com